6 tipos de lechuga que no debes dejar de probar

lechugas que tipos hay

¿Eres fan de la lechuga pero te has cansado de consumir siempre la misma variedad? Si es así, descubre todos los tipos de este vegetal que se pueden encontrar actualmente en mercados y verdulerías, todas las lechugas son una fuente de salud y bienestar imprescindible en cualquier dieta.

¿Cuál es tu lechuga ideal?

Si acudes a los lineales del supermercado o a la verdulería, es más que seguro que encuentres múltiples tipos de lechuga, bien en piezas enteras, o bien cortada y almacenada en bolsas lista para consumir.

1. Romana

La lechuga más común es la romana, una lechuga con un tallo vigoroso, y una cabeza larga y pronunciada. Sus hojas son compactas y algo arrugadas, así como de color verde claro pero intenso. Esta variedad de lechuga es ideal para la preparación de ciertos tipos de ensalada como la César, así como para añadir como ingrediente a una ensaladilla o para combinar en ensaladas de fruta. También podemos encontrarla en tamaño mini, bajo la nomenclatura de cogollo de Tudela.

lechuga-romana

2. Iceberg

La lechuga iceberg es, de todos los tipos de lechuga, la que posee un valor nutricional más bajo, aunque como aspecto positivo, suele ser la más barata del supermercado. Posee un color claro, tirando a pálido y es muy crujiente.

3. Trocadero

Por su parte, la lechuga trocadero es otra de las variedades más comunes de lechuga que podemos encontrar cuando hacemos la compra. Tiene las hojas mucho más lisas que las variedades anteriores, y al saborearla, es mucho más mantecosa. Además, es un alimento digestivo ya que su hoja es muy tierna.

4. Hoja de roble

La lechuga hoja de roble es aquella en cuya tonalidad no predomina el verde, sino más bien el morado oscuro tirando a marrón. Además, esta lechuga concretamente procede de la achicoria y no de la lechuga sativas como casi todas las demás variedades. Su hoja es mucho más sabrosa y dulce que las de otras variedades. Es ideal para combinar con quesos, con fruta o para tomarla sola, aliñada con una buena vinagreta.

lechuga-hoja-roble


5. Batavia

La lechuga batavia es de aspecto parecido a la de hoja de roble, pero su color es verde intenso y no tiene tonalidades moradas. Su aspecto es acogollado, y la hoja es ondulada tirando a rizada, y al paladar resulta ser una lechuga poco crujiente, pero de exquisito sabor.

6. Lollo

Finalmente, otra de las variedades más populares de lechuga es la lollo, que la podemos encontrar en tono rojo o en tono verde. Este tipo de lechuga posee unas hojas muy rizadas, y de sabor bastante amargo. Por ello, resulta ideal combinarla con otra variedad cuando preparamos una ensalada o algún otro plato que precise de este vegetal.

lechuga-lollo

¿Cómo nos ayuda el consumo de alguna variedad de lechuga?

Además de ser una verdura muy baja en calorías, la lechuga destaca sobre los demás vegetales por su alto contenido en agua. Se trata de un alimento muy apetecible en las épocas de más calor porque nos ayuda a mantener nuestro cuerpo hidratado y seguro frente a las altas temperaturas.

Sin embargo, la lechuga puede también convertirse en un aliado esencial en la temporada de invierno, pues son muchos los platos y ensaladas que podemos cocinar con este exquisito manjar de la huerta.

Ensalada hecha con verduras de hoja verde

Alena Haurylik || Shutterstock

Otra de las propiedades que se le atribuye a la lechuga es su alto contenido en fitonutrientes, unos elementos que suelen actuar en la prevención de enfermedades, y que nos ayudan a mantenernos saludables frente a virus y bacterias.

Además, si eres de los que le preocupa el envejecimiento de tu organismo en exceso, empieza a contar con la lechuga como aliada en tu alimentación, ya que posee gran cantidad de antioxidantes, especialmente de vitamina A, folatos y oligoelementos.