3 sopas diuréticas ideales para aliviar la retención de líquidos

Sopas diuréticas para eliminar líquidos

La retención de líquidos es un molesto trastorno que afecta a muchas partes del cuerpo, desde los brazos y las piernas, hasta la barriga y la cara. Es un problema que además también aflige a la salud de las articulaciones y se puede combatir, relativamente eficaz, con tratamientos naturales diuréticos.

Para reforzar estos tratamientos, es conveniente ingerir alimentos que ayuden al cuerpo a eliminar el exceso de líquidos, además de su aporte nutritivo en gran medida para el organismo. Por ello, te traemos las sopas perfectas para aliviar la retención de líquidos. ¡Descúbrelas a continuación!

¿Qué sopas son perfectas para eliminar la retención de líquidos?

Cómo eliminar la retención de líquidos

Las sopas son apetitosas durante todo el año y a su vez ligeras. A todo ello, hay que sumarle que son un remedio natural ideal para eliminar la pesadez y la hinchazón que provoca la retención de líquidos, puesto que se pueden elaborar en casa de manera sencilla y cómoda. Muchas de ellas son asimismo muy fáciles de preparar, hecho que les da doble valor, ya que su gusto es exquisito y puede convertirse en un entrante o único plato, según el momento. De entre todas estas recetas de sopas “mágicas” se encuentran sopas frías para degustar en verano, y sopas calientes para el resto de las estaciones del año.

Antes de preparar las sopas diuréticas que vamos a enseñarte, es importante que tengas en cuenta la cantidad de sal que vas a emplear para elaborar estas recetas. La sal es considerado uno de los aliños más propicios en agravar la retención de líquidos, sobre todo la sal refinada. La alternativa más adecuada y saludable para las sopas anti retención de líquidos, es utilizar agua de mar, ya que además de tener un buen sabor, también es medicinal. Sin embargo, hay quien prefiere sustituir la sal por especias naturales aromáticas y sabrosas verduras secas.

Sopa de alcachofas y apio

alcachofa propiedades

LENA GABRILOVICH || Shutterstock

El poder diurético y depurativo de la alcachofa, la hace idónea para preparar una exquisita sopa que a parte de aportar numerosos beneficios para la salud, es una aliada contra la retención de líquidos. Al ser un alimento saciante, se utiliza con frecuencia en dietas de pérdida de peso, además de ser una excelente depuradora del hígado.

El apio tiene un sabor particular y a su vez es un alimento diurético para evitar la retención de líquidos, esto lo convierte en el complemento perfecto para la sopa de alcachofas y apio.

Ingredientes 

Preparación

  1. Se pone a hervir el agua de mar mezclada con el agua natural.
  2. Justo cuando el agua llegue a ebullición añadir el apio picado y las alcachofas cortadas, previamente peladas.
  3. Se deja hervir durante unos 10 minutos y se le agrega el zumo de un limón.
  4. A continuación, dejar cocinar hasta que las verduras estén tiernas.
  5. Una vez transcurridos unos 25 min aproximadamente, dejar enfriar unos minutos antes de servir.

Sopa fría y ligera de menta y pepino

Victor Wong || Shutterstock

No hay nada más apetitoso en verano como las sopas y cremas frías, puesto que son refrescantes para combatir el excesivo calor y del mismo modo son ligeras. La sopa fría de menta y pepino es una opción diurética muy recomendable para la época estival.


Ingredientes:

  • 1 pepino
  • 3 hojas de menta fresca
  • Agua de mar
  • Vinagre de manzana
  • Aceite de oliva
  • Pimienta negra

Preparación:

  1. Se mezclan y se baten todos los ingredientes durante unos minutos, hasta obtener una textura ligera.
  2. Añadimos una pizca de pimienta y algunas hojas de menta fresca como decoración.

Sopa de espárragos verdes

Además de ser un extraordinario diurético, el espárrago verde destaca por sus varias utilidades tanto en sopas como en cremas, debido a que se puede tomar salteado y como guarnición. De la misma forma, su sabor es fabuloso y es el alimento estrella de esta sana y apetitosa sopa.

Ingredientes:

  • Cuatro espárragos verdes cortados
  • Un diente de ajo
  • 30 ml de vino blanco
  • Agua de mar
  • 150ml de caldo vegetal natural
  • Aceite de oliva
  • Pimentón ahumado o dulce (opcional)

Preparación:

  1. Sofreír los espárragos verdes cortados en trocitos pequeños junto al ajo, también cortado en trocitos.
  2. Una vez estén blandos, se le agrega el agua de mar, el vino blanco, el caldo vegetal y el aceite de oliva.
  3. Se deja cocer a fuego lento durante una media hora aproximadamente.
  4. Dejamos reposar unos pocos minutos y añadimos el pimentón para decorar, ya está lista para tomar.