¿Sabes cómo controlar la ansiedad por la comida?

formas de controlar la ansiedad por la comida

A menudo, uno de los principales escollos que nos encontramos al ponernos a dieta, es la ansiedad que se sufre por querer comer algunos alimentos muy apetecibles pero, que sin embargo, poseen un alto contenido calórico.

El éxito de un régimen de adelgazamiento suele estribar precisamente en esta cuestión, en cómo lograr controlar esa ansiedad que a veces sufrimos y que nos lleva a atacar la nevera a cualquier hora del día o de la noche. Te contamos unos sencillos trucos para que mantengas a raya esos deseos irrefrenables, y para que consigas alcanzar tu peso ideal en el menor tiempo posible.

Estos son los mejores trucos para controlar la ansiedad por comer

La ansiedad por la comida o amaxofobia es una adicción que se puede mantener a raya si aprendemos a aplicar unas cuantas técnicas de autocontrol:

1. Aprende a adaptar tus comidas al gasto de energía

Cada comida debería ir programada para que cubra todas las necesidades energéticas que se plantean a lo largo del día. En este sentido, es razonable que la mayor cantidad de calorías se ingieran a primera hora del día o, como mucho, en el almuerzo. Las meriendas y las cenas, por lo tanto, deben ser mucho más ligeras, ya que a esta hora del día el gasto energético que se produce en nuestro organismo es infinitamente menor.

2. Reserva un momento del día apropiado para comer, y no lo hagas mientras realizas otras actividades

Está comprobado que las personas que comen o picotean mientras realizan otra actividad como, por ejemplo, ver la televisión, trabajar frente al ordenador, cocinar, o hacer la colada, consumen muchas más calorías que las que se centran única y exclusivamente en la actividad de comer, propiamente dicha. Por lo tanto, es recomendable que la hora del desayuno, del almuerzo o de la cena, se convierta en un auténtico ritual y que centres toda tu atención en ese momento. Las distracciones evitarán que cometamos excesos. También  existen varios consejos para eliminar la ansiedad de comer en el embarazo, esa etapa tan mágica y delicada de la vida de la mujer.


Recetas saludables ricas en proteínas

3. El sueño, el mejor aliado

Los expertos en psicología recomiendan dormir y descansar correctamente para evitar cualquier tipo de exceso, también los que se producen con la alimentación. Las personas que duermen poco tienen más altos los niveles de la hormona grelina, y por lo tanto, tienen más sensación de apetito. Por ello, es muy importante que evitemos la ingesta de cafeína a lo largo del día, para que cuando llegue la hora de dormir, descansemos todas las horas necesarias.

Kamil Macniak || Shutterstock

Cómo mantener el control ante la ansiedad por la comida

Existen muchas técnicas para ayudarnos a mantener a raya la ansiedad por la comida y a centrarnos, por lo tanto, en nuestro objetivo de perder peso. Uno de los consejos que facilitan los expertos es, beber la mayor cantidad de líquidos que nos sea posible a lo largo del día, especialmente agua e infusiones. Al beber líquidos entre horas, conseguiremos engañar al estómago y llegar mucho más satisfechos a cada una de las comidas.

bebidas organicas que son

Asimismo, los alimentos ricos en fibras son también ideales para controlar el apetito desenfrenado, ya que la fibra es mucho más saciante que las grasas o azúcares. También los alimentos que contienen triptófano (un aminoácido esencial) son muy útiles a la hora de convertir los procesos metabólicos del organismo en serotonina, una de las hormonas que producen la felicidad y la satisfacción. En este sentido, los plátanos, las carnes bajas en grasas, los huevos o el pescado, son alimentos con un alto contenido en triptófano.

También se ha descubierto recientemente que, el magnesio, es un suplemento ideal para mantener controlada la ansiedad y para calmar el nerviosismo. Los expertos en nutrición recomiendan ingerir magnesio a través de alimentos como las legumbres, las nueces, las verduras de hoja verde o los cereales integrales.

Ansiedad