7 consejos para dejar de picar entre horas

Una de las controversias más importantes dentro de la nutrición se refiere a cuantas comidas debemos hacer al día, algo que se lleva discutiendo desde hace muchísimo tiempo. Aunque actualmente, la mayor parte de profesionales entiende que debemos tomar al menos cinco comidas al día (desayuno, media mañana, almuerzo, merienda y cena), otros aseguran que, siempre que controlemos la cantidad y el tipo de comida, con tres o cuatro como mucho tenemos suficientes, especialmente para aquellos que busquen bajar de peso. Esta última opción, sin embargo, puede llevar a una consecuencia indeseada por muchos: picar entre horas.

Y es que todos, quien más quien menos, solemos tomar algo entre las grandes comidas, entendiéndose estas como el desayuno, el almuerzo y la cena. Aunque la merienda parece estar ya instaurada oficialmente como una comida más, el aperitivo de media mañana todavía es inexistente para muchos, cambiándolo por un segundo desayuno en algunos casos, o simplemente, por un café, que viene muy bien para despertarse pero no es demasiado nutritivo. El no comer nada entre el desayuno y el almuerzo (puede haber más de seis horas de diferencia) nos hace llegar a esta comida con mucha hambre, y seguramente, comer más de lo que deberíamos para quedar realmente saciados.

1. Haz 5 comidas al día

Por eso es importante restaurar esas cinco comidas en nuestra dieta habitual, sin que tenga que ver el hecho de que estemos buscando adelgazar o no. En la merienda y a media mañana podemos optar por las frutas o frutos secos en pequeñas cantidades, para comer algo que nos sacie y que además es saludable. De esta manera, además, tendremos más fácil evitar picar entre horas, para no caer en la tentación cada vez que abramos el frigorífico. Para otros, sin embargo, lo de picar se ha convertido ya en toda una costumbre, y da igual las comidas que hagan al día, siempre buscarán algo entre medias.

file404 || Shutterstock

2. Evita alimentos grasos y calóricos entre horas

Es un tema peliagudo porque normalmente no solemos picar cosas demasiado sanas entre comida y comida, lo que supone una ingesta de calorías que bien podríamos evitar, porque tampoco nos suele quitar el hambre de una manera definitiva. Es más una costumbre que una necesidad de nuestro organismo, así que trataremos de evitarla por todos los medios. Sirve muy bien eso de no tener nada de comida “basura” para picar en nuestra cocina, como galletas, dulces, snacks, etc… Con la tentación fuera de casa será mucho más fácil no sucumbir a ella.

Alimentos que ayudan a controlar la ansiedad por la comida

Syda Productions || Shutterstock

4. El deporte no es una excusa para comer más

También es aconsejable tomarnos la actividad física como algo natural, algo que hacemos día a día, en lugar de un ejercicio demoledor para el que luego debemos comer mucho en orden de volver a equilibrar nuestro organismo.

super alimentos deportistas

Kutsenko Denis || Shutterstock

5. Reduce el tamaño de la vajilla al comer

El hecho de utilizar platos pequeños y cubiertos pequeños (siempre con la misma cantidad de comida que ingerimos de costumbre) nos hará sentirnos más llenos, aunque sea por un truco mental que le jugamos a nuestro cerebro.

6. Vigila las cantidades de almuerzos y meriendas

Tener en cuenta también que el aperitivo y la merienda son dos comidas importantes, pero en las que debemos consumir menos cantidad que en las otras tres, utilizándolas precisamente para disuadirnos en la idea de picar entre horas.

baibaz || Shutterstock

En caso de que estés ya demasiado acostumbrado a ella y no haya forma de evitarlo, te recomendamos que al menos tengas a mano siempre aperitivos más saludables, como fruta, por ejemplo, algo que bien podemos picar durante todo el día casi sin notarlo en nuestro organismo para mal. En caso de tener galletas, snacks y demás, nuestro cuerpo notará esas calorías de más.

7. El agua, hidratación y saciedad en uno

Y como último consejo, beber mucho agua, especialmente cada vez que queramos picar algo, ya que eso también puede engañar a nuestro cuerpo y al hambre, al menos durante un par de horas.

que cantidad de agua beber

fizkes || Shutterstock